SOLUCIONES WORDPRESS PARA EMPRENDEDORES

TE AYUDO A CONVERTIR TUS GRANDES IDEAS EN REALIDAD

QUIÉN SOY ¡CONTÁCTAME!

La psicología en el mundo de las ventas

El marketing y la publicidad encuentran en la psicología una gran herramienta para aumentar las ventas. Los seres humanos no somos solamente racionales, no elegimos determinado producto o marca únicamente basándonos en razones técnicas o científicas. Tenemos sentimientos, miedos, anhelos, sueños y un vasto mundo psíquico, que en su mayor parte nos es desconocido, y que sin saberlo nos conduce inconscientemente en nuestras elecciones. Así que aquí algunos consejos.

Ningún impulso humano es gratuito, sino que busca satisfacer una necesidad. Si queremos que el público nos contacte, primero ofrezcámosle algo que él necesite, podemos obsequiar algo como incentivo.

Si logramos que el público se comprometa con nosotros de alguna manera, estaremos creando un vínculo de responsabilidad y lealtad hacia nosotros. Muy comunes son las promociones de “haciendo clic en me gusta de nuestra empresa le obsequiaremos…”.

Las tendencias son un gran atractivo para todos nosotros. Es muy útil comunicar quiénes son ya clientes nuestros, será una gran publicidad entre el público que pertenezca a estos círculos.

A las personas nos gusta ser reconocidas, como individuos únicos e irrepetibles que somos. Evitemos toda comunicación general, sin personalizar. Además de tener una imagen de spam hace sentir a la gente que todos son iguales.

Un producto o servicio ofrecido debe estar respaldado por alguna persona o entidad reconocida en el rubro. Empresas desconocidas, sin personas que sean conocidas, generan desconfianza al público.

Cuando las ofertas son por tiempo limitado, se crea la sensación de oportunidad y exclusividad. En el mundo del consumo el concepto de “oportunidad” es algo difícil de rechazar. Además un precio de $980 siempre parecerá más atractivo que uno de $1000. Un viejo truco que sigue siendo válido.

Cada venta no es el fin de la relación, sino la oportunidad para realizar otra siguiente. Cuando el cliente compró algo, ofrezcamos otro producto que va de la mano.

Toda la estética es muy importante. Pensemos en los colores, letras, diseños de nuestros productos. Es más importante de lo que nos podemos imaginar.